sábado, 31 de julio de 2010

Agua

De los cuatro elementos de la naturaleza, el agua está presente en las Flores de Bach en el momento de su elaboración, al colocar las flores en el cuenco de vidrio, si se elaboran por solarización o en el recipiente donde se llevará a cabo su ebullición, y además es uno de los 38 remedios, el agua de roca, Rock Water.



El agua analógicamente se asocia a las emociones, en el libro de Jordi Cañellas, Cuaderno Botánico de Flores de Bach, encontramos hasta 11 características del agua y que nos permite entender sus particularidades, su capacidad para contener información, su fluidez y por tanto su capacidad de adaptación



En el mundo no hay nada más ligero y débil que el agua.
Sin embargo, para atacar lo que es duro y fuerte
nada la supera y nadie puede igualársele.
Que lo débil supera a la fuerza
y que lo ligero supera a lo duro
lo sabe todo el mundo

Lao Tsé

Fotos: Pilar Vidal Clavería

viernes, 30 de julio de 2010

Maestros

Los escenarios de la entrevista de hoy de La Contra, son para mi familiares y cercanos, las Vivendes del Congrés, el canódromo de la Meridiana, al que había ido con mi padre, y miraba como los galgos perseguían alocadamente al conejo metálico, la parroquia donde mis hijas hicieron la primera comunión....


Francesc Torrebadella, pionero de la ayuda a niños Down en España
"Marcel · lí, mi hijo Down, hizo que mi vida haya sido plena"
VÍCTOR-M. AMELA - 30/07/2010 La Contra-LaVanguardia

Tengo 81 años. Nací en Almacelles y vivo en Barcelona. He sido impresor desde los 14 años hasta jubilarme. Soy viudo, hemos tenido cuatro hijos: el mayor, Marcel · lí, síndrome de Down, ha muerto hace poco a los 50 años. Soy apolítico y católico

¿Cuándo nació su hijo?

Marcel · lí nació el 2 de junio de 1959. Murió el pasado año, con 50 años. Cuando tenía tres meses, el médico pronosticó que viviría diez años. Mi mujer rompió a llorar...

¿Qué tenía Marcel · lí?

"Mongolismo". Hoy, síndrome de Down. Al médico le costó decírnoslo. En aquel tiempo, los padres los ocultaban...

¿Cómo se lo tomaron ustedes?

Recuerdo que al salir de la consulta le dije a mi mujer: "Si a un niño le mimas, se atonta". Y decidimos darle una educación exigente.

¿En qué sentido?

No fuimos consentidores: si Marcel · lí quería algo, tenía que pedirlo, y nombrar cada cosa por su nombre. ¡Acabó expresándose muy bien! Si se comportaba mal, le reñíamos. Si había que castigarle, lo hacíamos. ¡Como a cualquier otro niño! Como a los otros tres hijos que después tuvimos.

¿Recibían ayuda de alguien?

No. ¡Era comos si esos chicos no existieran! Yo salía a la calle buscando a otros niños como el mío, por compartir impresiones con los padres y aprender: ¡no vi ni uno! Hasta 1962 no encontré a una familia, que tenía a su hijo Down escondido en casa...

¿Y qué hizo?

Desde los 14 años yo había tenido que ponerme a trabajar, no tenía estudios..., pero seguí mi intuición: había que darles a esos chicos la mejor formación, me moví para conseguir ayudas que permitieran escolarizarlos.

Mientras, en casa, ¿qué hacían?

Su madre y yo pactamos que, si uno le reñía, el otro callaría aunque discrepase: ¡que el niño no se refugiase en un protector!

¿Marcel · lí sabía que era distinto?

Tenía 4 años y estaba viendo la tele, y vino y me dijo: "Padre, en la tele han hablado de los subnormales. ¿Yo lo soy?". "Sí", le dije.

¿Y cómo se lo tomó?

Con naturalidad y tranquilidad: sabía que no era como los demás niños, pero él nunca se había sentido tratado como un bicho raro. ¡Se sentía aceptado tal como era!

Usted sí sacaba a su hijo a la calle, ¿no?

Sí: a misa, a pasear, a comprar, al canódromo Meridiana, al lado de casa...: allí hizo amigos que acabaron dándole trabajo en las oficinas... ¡Fue muy querido! Casi era el jefe.

¿Pudo ir al colegio, finalmente?

No existían colegios especializados para Down de familias pobres, y logré que el montepío de mi empresa, Fabra y Coats, ayudase a escolarizar a hijos Down de obreros. Otros montepíos nos imitaron luego...

Fue usted pionero.

Era 1964 no había ayudas, y me animé a crear la Obra Social d´Ajuda al Subnormal (OSAS), para ayudar a familias como la mía.

¿Al "subnormal"?

Así se decía. La palabra disgustó luego a padres - se usaba como insulto-y la cambiamos por disminuido psíquico.Buscamos donaciones privadas, hicimos un colegio...

¡Bravo!

Primero fueron seis alumnos de seis añitos, Marcel · lí entre ellos. No sabíamos nada de educación especial, fuimos aprendiendo juntos... En 1966 eran 22 alumnos. En 1973, ¡100 alumnos! Hoy atendemos a más de 400 deficientes psíquicos al año, desde la estimulación precoz hasta talleres de adultos.

¿Y este local en el que estamos?

Es el taller de OSAS: aquí trabajan 140 personas deficientes de 18 a 48 años. Marcel · lí era una autoridad aquí. Preparan canastillas para maternidad, llenan cajas, trabajos varios... ¡Y cobran! Estimula su autoestima. Yo preparo los 140 sobres con los sueldos.

¿Cómo era un día de Marcel · lí?

Se levantaba como yo, se hacía la cama, se aseaba, desayunaba, venía aquí, trabajaba...

¿Tuvo novia?

Sí, Montserrat: iban siempre de la mano, y hablaron de casarse. No me habría importado... Pero no era fácil, hubiesen necesitado ayuda doméstica...

¿Cómo era Marcel · lí?

Sensato, extravertido, muy culé, muy educado: desde niño ayudaba a las señoras cargadas con la compra, abría puertas... Siempre decía: "Amar es ayudar a todos sin esperar nada a cambio". Fue un ejemplo para todos. Fue mi maestro.

¿Qué quiere decir?

¡Gracias a él soy quien soy! Para ayudarle, tuve que espabilar. Y así aprendí materias que no sabía, yme enseñó que nadie es más que nadie, y gracias a él ayudé a otras familias, lo que era otro modo de ayudarle...

¿Cómo hubiese sido su vida sin él?

Más pobre, más plana, más insustancial, menos intensa, menos interesante. Mi vida hace 50 años era muy poca cosa..., ¡y hoy vivo entre cientos de amigos, es muy plena!

¿Todo gracias a Marcel · lí?

Conocí a familias que no se atrevían a llevar a su hijo Down a catequesis, a clase, a talleres, a la calle... Y las convencí de que se animaran a sacarlos. Y hoy están encantadas: nos reunimos, nos reímos... Formamos una gran familia de familias, todos amigos y animosos, ¡como a Marcel · lí le gustaba!

Si su mujer y usted hubiesen podido abortar hace 50 años...

Yo creo que no lo habríamos hecho. Hoy, seguro que no: hoy sabemos lo cariñosas que son estas criaturas, son un regalo de amor... Dicen a sus madres lo que otros hijos callan: "Qué bien te queda este peinado nuevo", "qué guapa estás hoy"... Otro de mis hijos y su esposa adoptaron a Jordi, otro niño Down, mi querido nieto...

Maestro de vida


Hace 40 años, de niño, en misa, en la parroquia de Vivendes del Congrés, yo veía en el banco de al lado a un niño distinto. Sus padres no se avergonzaban de él. Hoy he sabido de aquel niño: se llamaba Marcel·lí, y ha muerto hace poco. Su padre me habla de él con admiración: era "un buen hombre, un gran señor...y mi maestro de vida". Se fotografía –con una foto de Marcel·lí– junto a su nieto adoptivo (también Down), la novia de Marcel·lí y otros amigos del centro OSAS del Congrés (tallercordada. blogspot. com). Su consejo para tratar a estos chicos: "Darles libertad, responsabilidad, consideración y cariño". Es uno de esos hombres buenos con los que a veces te cruzas por la vida.

martes, 27 de julio de 2010

Encuentros

Dos personas desconocidas cruzan sus vidas tras los atentados en Londres del 7 de julio del 2005, son dos extraños que comparten la tragedia que devastó la ciudad londinense.

London river, es la última película dirigida por Rachid Bouchareb, una película que conecta a d0s personas bien diferentes, de nacionalidad, de cultura, de creencias, y donde el nexo en común es el dolor que aparece trás la desaparición de sus respectivos hijos, y su deseo de encontrarlos, un punto de unión que se va tejiendo a lo largo de la película entre la protagonista inglesa Brenda Blethyn y el actor de Mali, Soutigui Kouyaté, quien ganó el premio por su interpretación en el Festival de Berlin 2009 y que murió, hace un par de meses.

Cómo explica el director en una entrevista, aunque la procedencia de ambos sea tan distinta, los miedos, las ansiedades, las preocupaciones que se les generan son las mismas.

Otro tema del que ha querido dejar constancia el director es el de la falta de comunicación, en muchas ocasiones, con nuestros seres queridos, ya que ambos protagonistas saben muy poco sobre la vida de sus hijos.



lunes, 26 de julio de 2010

La lección de la mariposa

Esta historia ya me había llegado en otras ocasiones, hoy puede ser un buen día para compartirla, en especial con todas las mariposas que pueden desplegar sus alas.

Un día, en una pequeña abertura apareció una oruga; un hombre se sentó a observar a la mariposa durante varias horas, viendo cómo se esforzaba para hacer que su cuerpo saliera a través de aquel pequeño agujero.


Llegó un momento en que pareció que la oruga, a pesar de su esfuerzo, no avanzaba nada.
Parecía que había llegado a un punto en que ya no podía avanzar más...



Entonces el hombre decidió ayudar a la oruga y agrandó el agujero. La mariposa salió sin dificultad.

Pero su cuerpo estaba débil, las alas no estaban desarrolladas y las patitas no la sostenían.
El hombre continuó observándola esperando que en cualquier momento se lanzaría a caminar y emprendería el vuelo a través de las flores.



Pero nada sucedió. La verdad es que la mariposa pasó toda la vida arrastrándose por el suelo. Fue incapaz de elevar el vuelo.



Lo que el hombre que con toda su buena voluntad quiso ayudar a la mariposa, no entendía es que, al hacer un gran esfuerzo para atravesar el pequeño agujero, los jugos vitales se iban distribuyendo y extendiendo por las partes del cuerpo que requerían fortaleza para volar. Al pasar el agujero sin ese esfuerzo, las alas no recibieron la sustancia necesaria.


Algunas veces necesitamos el esfuerzo y la dificultad en nuestra vida...




Yo pedí fuerza..
Y Dios me dio las dificultades para hacerme fuerte

Yo pedí sabiduría
Y Dios me dio problemas por resolver

Yo pedí prosperidad
Y Dios me dio inteligencia y músculos para trabajar

Yo pedí coraje...
Y Dios me dio obstáculos para superar

Yo pedí amor...
Y Dios me dio personas con problemas a quienes ayudar

Yo pedí favores...
Y Dios me dio oportunidades

Yo no recibí nada de lo que pedí...
Pero he recibido todo lo que necesitaba

Fotos: Pilar Vidal Clavería




Variado e intenso

Después de un fin de semana lleno de actividades culturales y en la naturaleza, me he traido para casa un resfriado desmesurado, mi nariz parece una regadera, mi temperatura corporal sube para defenderme y en mi cabeza suena una orquesta no muy afinada, vamos que la función del patrón transpersonal Crab Apple tiene trabajo.

El recorrido empezó en Figueres, repleta de turistas en sus calles más centricas y en las inmediaciones del Museo Dalí

Escultura surrealista calle de Figueres

Exterior de la Torre Galatea en Figueres

Don Pasquale en el Festival Castell de Peralada

La mañana del sábado en Girona, paseando por sus calles como las del Call, su barrio judio

Calle del Call de Girona

O atravesando el rio Onyar por uno de su puentes, como este contruido en 1876 por el equipo de ingenieros de la empresa de Gustave Eiffel

Pont de ferro o de les Peixateries velles

Y de Girona a Céret, la ciudad que atrajo y acogió a muchos artistas como Pablo Picasso, Manolo Hugué, Braque, Matisse, Juan Gris, entre otros.

Plataneros en las calles de Ceret

En Céret su Museo de Arte Moderno acogía una exposición temporal de Pincemin

Entrada al Museo de Arte Moderno de Ceret

Y el domingo la excursión a las Penyes Altes de Moixeró, cimas culminantes de la Sierra de Moixeró.

Vista desde les Penyes Altes del Moixeró, 2279 m

Al llegar al Coll de Jou había un prado donde descansar y almorzar con muchas flores de Rock Rose, Helianthemum nummularium

Rock Rose, Helianthemum nummularium

Camino de la cima algunas flores de la Potentilla alcheilloides

Potentilla alcheilloides


Y ya de regreso las del clavel de pastor Dianthus hyssopifolius

Dianthus hyssopifolius

Fotos: Pilar Vidal Clavería

jueves, 22 de julio de 2010

Tranquilidad

Cómo dice su padre Miguel Gallardo, María se ha convertido en una estrella, días después de ver el documental, recordaba la naturalidad con que aparece María en la película, y es que no actúa, ES, así de fantástica.

Hoy podemos saber un poquito más de ambos en esta entrevista de El Periódico de Catalunya

LA FELICIDAD EN UNA PIZARRA / 3

El padre de Makoki es un terrón de azúcar en 'María y yo', la emocionante película basada en el cómic con el que el ilustrador catalán se llevó el Premio Nacional. María tiene autismo. Y su padre es feliz estando con ella.

Miguel Gallardo: «Si eliges bien a tus amigos eres un rey»

Olga Pereda

1. ¿Existe la felicidad? ¿Podría explicar esa palabra a un niño de 8 años?

Miguel Gallardo. DAVID CASTRO

Existe, pero no es un estado continuo, sino momentos. Trabajo con terapeutas y precisamente, acabamos de realizar un libro que se llama Manual de la felicidad. Es una especie de libro de autoayuda para que los niños lo lean con sus padres.

2. ¿Cuándo llega lo crudo?

Muerte, cáncer, discapacidad, un accidente... Y sin llegar tan lejos, por mucho que tus padres te protejan siempre acaba pasándote algo. Por ejemplo, un desamor. Y vas aprendiendo. Aprendes más de las cosas malas que de las buenas.

3. «Yo para ser feliz quiero un camión», cantaba Loquillo. Usted, para ser feliz, quiere...

Estar tranquilo. Es algo que me permite estar bien con María, mi hija. Me gusta el concepto de tranquilidad que implica estar preparado para las cosas buenas y las malas.

4. ¿Solo felicidad?

A mí me gustan las cosas pequeñas. Disfruto leyendo un tebeo en la cama o dando una vuelta con María.

5. ¿Cuál ha sido el momento más intenso de su vida?

Si es para mal, la separación con mi exmujer y madre de María, May, porque conllevó muchas cosas, incluida la culpabilidad. Si es para bien, la comunicación con María.

6. ¿Cuál es su tarea favorita para desconectar y con qué frecuencia la practica?

Mi trabajo es mi hobby. Cuantas más barreras, más disfruto.

7. ¿Es de carcajada fácil? ¿Con qué suele reírse?

Con los chistes no, desde luego. Respeto mucho lo ingenioso. Me gusta la conversación ingeniosa sobre tonterías.

8. ¿Duerme bien o mal?

Mal, lo hago con pastillas.

9. ¿Y qué le quita el sueño?

Todo. Soy un nervioso interior. Cuando era pequeño y me iba a dormir me daba golpes en la cabeza con la almohada para cansarme porque tenía mucha actividad cerebral.

10. ¿Cómo le ven los demás: tal como es, mejor o peor de como es?

Creo que bastante mejor de lo que soy. Todo el mundo tiene su sombra. A mí también se me cruzan los cables, pero mi novia me aguanta...

11. ¿Qué tal lleva las críticas? ¿Le afectan o es inmune al qué dirán?

Las llevo bien.

12. ¿Cuál es su mayor virtud?

La constancia.

13. ¿Cómo sería para usted una noche perfecta de este verano?

En casa, viendo una película sentado en el sofá y teniendo a María al lado a punto de quedarse dormida.

14. ¿Cree que es más feliz o menos que la gente que le rodea?

Es difícil porque depende de quién hablemos. Pero soy bastante feliz y me tomo las cosas bastante bien.

15. ¿Cómo le saco de sus casillas?

Es difícil. Mi novia dice que echa de menos poder pelearse conmigo.

16. ¿Qué le haría más feliz, tener más éxito y dinero o más tiempo para usted pero con menos éxito profesional y menos cuenta corriente?

Lo segundo, de verdad.

17. Una vida infeliz sería una vida sin amor, música, amigos, sexo...

Sobre todo, sin amigos. Si eliges bien tus amigos eres un rey.

18. ¿Ha leído alguna vez un libro de autoyauda?

Sí, uno para dejar de fumar. Dejé de fumar tres meses. También he leído uno muy divertido, Happiness.

19. ¿Qué deseo le pediría a una lámpara mágica?

¿Por qué tengo que pedir un deseo y no 14?

20. ¿Qué es lo que más le preocupa ahora mismo en la vida?

No es algo que me preocupa todo el rato. Pero cuando sale, sale. Y es algo que aparece en la película María y yo, el futuro de mi hija.

21. ¿Cuál ha sido el peor y el mejor momento de este curso pasado?

El peor prefiero no decirlo. El mejor, todo el cúmulo de cosas que ha venido con la película. ¡María se ha convertido en una estrella!

22. ¿En su profesión se respira felicidad?

Más bien ruina. Yo tengo suerte y no me quejo, pero el mundo del cómic y de la ilustración está por los suelos.

23. ¿Qué cambiaría de su vida, de su pasado, de su forma de ser?

Cambiaría cosas del pasado, pero pienso que las cosas que he hecho mal también me han llevado hasta aquí.

24. ¿Está en deuda con alguien?

Siempre.

25. ¿A qué personaje público le gustaría parecerse?

A Miguel Delibes. Era la típica persona que ya no hay en el mundo, alguien que no chillaba y que hablaba con sentido común.

26. ¿La fama aporta felicidad?

Para nada.

27. Si no se dedicara a su profesión, ¿en qué otro oficio sería feliz?

En ninguno que suponga trabajar con las manos porque soy un inútil.

28. ¿Diría que el español medio es feliz o infeliz?

Aquí todos somos infelices, siempre nos estamos quejando.

29. Epicteto dijo: «La felicidad consiste en no desear nada».

Lo importante es equilibrar lo que tú consigues con tus deseos. Uno de los momentos más felices de mi vida profesional fue cuando el New Yorker me hizo un encargo.

30. Entre virtud o placer para todo la vida, ¿con qué se queda?

Placer para toda la vida no es ético. Y virtud para toda la vida, imposible.

31. ¿Qué SMS le gustaría recibir ahora mismo?

Hola papi.

32. ¿Su mejor momento del día?

Suele ser por la noche.

33. ¿Cómo se ve en 10 años?

Espero que mejor que ahora.

34. Si en las tiendas vendieran felizómetros y usted probara uno, qué marcaría (de 1 a 10)?

Siete.

miércoles, 21 de julio de 2010

Gota sobre gota

Como ya me pasara el verano anterior con Moving, esta canción de Macaco que he descubierto hoy pasando el día con los niños en Can Montcau, en la Sexta edición de los Campamentos de verano de Estimulación Infantil, me da alegría y la comparto.

Gatos


He considerado siempre como un regalo el disfrutar de la presencia del Mandi, nuestro gato atigrado, durante 13 años.

Ya hablé del Mandi en una entrada anterior, donde comentaba la lectura del libro de Francesc Miralles, amor en minúscula.

De nuevo un gato aparece en la portada de un libro, en este caso se trata de Dewey, y que como indica su portada, es el gato de biblioteca que ha conmovido al mundo.

Escrito por Vicki Myron, directora de la biblioteca pública de Spencer, en el estado de Iowa de los Estados Unidos.

Dewey llega una fría mañana de invierno al buzón de devolución de libros de la biblioteca y se convierte en mucho más que un reclamo para la asistencia a la biblioteca, es un complemento, Dewey se deja querer y acompaña y ayuda a niños y mayores.

A lo largo de la narración del libro, no solo encontramos las aventuras protagonizadas por Dewey, la autora Vicki Myron, también nos explica la historia de su ciudad y nos relata su propia biografía.

domingo, 18 de julio de 2010

María y yo

¿Cual sería la entrada para el número 500 de este blog Sentir con Flores de Bach? ayer me lo pregunté y estoy contenta de que sea nada más y nada menos, que el comentario del documental, María y yo.

María y yo ha pasado del cómic al cine, es una adaptación cinematográfica de la novela gráfica escrita y dibujada por el padre de María, Miguel Gallardo, eso ha permitido que durante 80 minutos María y Miguel, nos muestren como discurre uno de sus viajes de vacaciones a un resort del sur de Gran Canaria.

María nació el 2 de noviembre de 1994 y vive en Canarias con su madre, May Suárez.

Los viajes en avión de María entre Barcelona y Canarias con su padre, son habituales y la comunicación y las relaciones que se establecen entre ambos son especiales.

En este caso la palabra especial viene motivada porque María es autista, sus preferencias personales son particulares, las listas con nombres de personas, la arena, el agua de la piscina, entre otras.

La película nos acerca de una forma clara y directa al autismo y a sus peculiaridades, de una forma positiva, muchas veces con humor, afrontando las situaciones de la vida diaria con responsabilidad, aceptando y asumiendo unas particularidades que rebosan amor y cariño, en el hogar, con su madre, con su padre, y el colegio.

Dirigida por Félix Fernández de Castro, que precisamente en un viaje en avión leyó la novela Maria y yo, y creyó que merecía la pena ser contada en una película, que fuera divertida, conmovedora y sorprendente, meta totalmente conseguida.

viernes, 16 de julio de 2010

¿Necesidades?

Trabajar de manera conjunta con los padres y con los niños en un tratamiento con Flores de Bach es muy recomendable, Jorge Barudy también explica al final de esta entrevista que trabaja conjuntamente con el niño y los padres, sus reflexiones sobre las necesidades en los niños también son muy interesantes.


Jorge Barudy, neuropsiquiatra, psiquiatra infantil y terapeuta familiar
"Al niño se le hace creer que sus deseos son sus derechos"
IMA SANCHÍS - 16/07/2010- La Contra-La Vanguardia

Tengo 61 años. Nací en Chile y vivo en Vilanova i la Geltrú. Estoy casado por segunda vez, tengo tres hijos de mi primer matrimonio y una niña adoptada que tiene 5 años: lo más placentero de mi vida es educarla y estar con ella. Soy de izquierdas y agnóstico

Yo era médico rural. Después de una experiencia de cárcel y de tortura en Chile, llegué como refugiado político a Bélgica en 1975 gracias a AI.

Y allí estudió Psiquiatría.

Fue una manera de reconstruirme. Me especialicé en los traumas provocados por la violencia política y por el entorno familiar.

Los malos tratos en la infancia, dice su currículum.

Más bien los buenos tratos. Considero que los malos tratos son una excepción; la mayoría intenta tratar bien a sus hijos, lo que pasa es que ser madre o padre es un desafío.

¿Cuál es el mayor de los desafíos?

Poder aportar a los niños de forma continua cuidados y estímulos para su desarrollo, afectividad, educación; y ayudarles a integrar una imagen de sí mismos contributiva y positiva que les permita ser seres sociales.

Ahora está de moda hacer de los niños ciudadanos en lugar de personas.

Sin duda los modelos de crianza están muy influenciados por la cultura dominante del momento. Y hay una confusión entre derecho de los niños y libre albedrío.

¿A qué se refiere?

Ahora se fomenta el deseo en el niño desde muy pequeño porque el modelo de mercado necesita consumidores. Al niño se le hace creer que sus deseos son sus derechos, que desear es un valor fundamental.

Perverso.

Sí, se le fomenta el tenerlo todo y ser diferente al mismo tiempo, el resultado es lo que vemos a nuestro alrededor: niños, adolescentes y jóvenes muy egocéntricos que, en general, no respetan la autoridad.

¿Cómo ejercer la autoridad?

La autoridad se gana si uno tiene la capacidad de decir no sin miedo, sabiendo que es bueno para el niño restringir algunas libertades en un momento determinado.

¿Debemos leer muchos libros de psicología para ser buenos padres?

Los modelos de parentalidad se adquieren viviendo, los adquieres de tus padres.

Entonces repetimos y no avanzamos.

Hay elementos del modelo de tus padres que tú interiorizas pero que afortunadamente vas recreando y comparando con la familia del vecino, de tus amigos o con lo que lees. Así vas creando tu propio modelo.

Eso parece más interesante.

Si vives en un sistema muy cerrado, no tienes posibilidad de comparar y el riesgo de repetición es grande; pero si tienes la posibilidad de vivir en un sistema más abierto, puedes decir: "Esto no es lo que yo quiero".

Resiliencia.

Sí, que emerge de vivir experiencias alternativas, nuevos modelos de identificación. He tenido niños de 5 años en mi consulta que me han dicho: "Yo no quiero ser como mi papá". No todos los hijos de padres incompetentes repiten la incompetencia.

Ese era uno de los absurdos de la psicología: condenar a los hijos que han sido maltratados a ser maltratadores.

Sí, uno de tantos absurdos que yo he denunciado. El 40% de las teorías psicológicas son creencias transformadas en paradigma.

¿Qué más debemos saber los padres?

Que las capacidades fundamentales para ser padre o madre competentes son el apego y la empatía. La investigación en neurociencia muestra que la carencia afectiva y el estrés en la primera infancia provocan una desorganización del cerebro emocional o una atrofia que hace que se reduzcan las capacidades de ser empático.

Por mucho que lo digan los neurólogos, me rebela asumir que a partir de los tres años las cosas no tengan remedio.

Las carencias afectivas y el estrés provocan daños, pero tiene usted algo de razón en que no hay que negar la esperanza, porque el cerebro tiene una plasticidad estructural maravillosa, y yo soy testigo de ello.

También hay mucho niño malcriado.

El buen consumidor tiene poco control de la frustración. Es muy curioso ver a niños que ante un capricho dicen: "¡Es que lo necesito!", han interiorizado que es una necesidad y, a menudo, los padres ceden porque la presión es enorme y tienen poco tiempo para modular el conflicto, ya que el sistema impone que todo sea rápido y eficaz.

Nosotros somos el sistema.

Otro de los valores básicos es el hedonismo, con lo cual, esa parte poco divertida de educar la vivimos mal, incluso como culpa.

¿Presencia y coherencia?

... Y modelos de crianza, hay que abrirse al diálogo con otras madres y padres y con buenos profesionales. No puedes ser un buen padre si no confías en una red social. Otra pauta importante pero difícil es saber que lo que no hacemos bien con nuestros hijos tiene mucho que ver con lo que nuestros padres no hicieron bien con nosotros, y eso nos da la oportunidad de corregirlo.

¿Por qué cree que hay tantos niños con déficit de atención?

Se diagnostica en exceso. El déficit atencional es la manifestación de una mente desorganizada que puede ser por estrés, por carencias afectivas o por exceso de estimulación afectiva, que quiere decir darle al niño todo lo que quiere. De todos los casos diagnosticados, se estima que sólo un 8% tiene que ver con una carga genética.

¿La manera en que tu hijo se comportará en la adolescencia es una lotería?

No, detrás de un adolescente constructivo y feliz hay unos padres que se lo han currado, han estado presentes y han educado.

"Al niño se le hace creer que sus deseos son sus derechos"
El desafío

Fue uno de los 80.000 torturados por Pinochet. Cuando se exilió a Bélgica fundó la ONG EXIL, para la atención médicopsicosocial de las víctimas de violaciones de derechos humanos, y el Instituto de Formación e Investigación sobre la Violencia (IFIV), pero la mayor parte de su bibliografía está dedicada a la infancia. Su último título, Los desafíos invisibles de ser madre o padre (Ed. Gedisa), analiza las competencias parentales, la capacidad de apegarse y empatizar. En su consulta trabaja los problemas del niño conjuntamente con los padres, "porque la neurociencia nos ha enseñado que los desajustes infantiles tienen que ver con su interacción con su entorno: su padre, su madre, el colegio...".

Impatiens, en el Jardi de les essències
Foto: Pilar Vidal Clavería

jueves, 15 de julio de 2010

Jardines secretos


Un título bien sugerente para una amante de las flores:

Els jardins secrets. La necessitat de cultivar un espai propi per tenir unes relacions sanes

Los jardines secretos

Cultivar no siempre es fácil ni siempre estamos dispuestos a hacerlo, muchas veces la costumbre y la comodidad de las cosas ya "preparadas", nos sumergen en una rutina donde el fantasma del miedo paraliza y no permite el cambio.

Aparece entonces una pregunta ¿estamos bien en nuestra relación? ¿es una relación sana?, Josep López y Georges Escribano han escrito este libro donde ante las necesidades como seres humanos de protección, amor, libertad y experimentación, nos hacen una propuesta, que cultivemos nuestro jardín secreto. Un jardín que con su cuidado y respeto evitará más de una separación, y también facilitará que si llega la separación, ésta se afronte de la manera más madura y adulta.

Se trata de encontrar un espacio propio, al que cuidaremos y evitaremos su invasión y donde resulta clave la aceptación de la diferencia del otro.

Para hacer una valoración de si estamos cuidando nuestros jardines secretos, señala el libro una serie de síntomas en las relaciones de parejas, como son el sentirse invadido en nuestra intimidad, el aburrimiento, la disminución de la frecuencia sexual, la falta de proyectos comunes o la huida cada vez más hacía otros intereses fuera de la pareja.

En la segunda parte del libro encontramos como embellecer a nuestro jardín secreto.

miércoles, 14 de julio de 2010

Madres e hijas

Las historias que se entrelazan en la película Madres e  Hijas giran en torno a la adopción.

Sus ejes principiales son las ausencias y las búsquedas.

Las vidas de tres mujeres se cruzan en este film. Al final del trailer podemos oir unas palabras:

"Deberíamos mirar hacia delante, no hacia atrás y construir algo nuevo".

Aunque,  cuando el pasado pesa demasiado, es mejor sanarlo, integrándolo y aceptándolo.

De su director Rodrigo García, la película Nueve vidas, del 2005, también es muy interesante y recomendable.

Reflexiones con calor

Artículo aparecido hoy en Ciudadanos-La Vanguardia, buenas reflexiones bajo la intensa calor de Barcelona

El aumento de padres que apoyan a sus hijos aunque se porten mal alarma a la escuela

La intromisión de los padres llega ahora al bachillerato e incluso a la universidad

Maite Gutierréz| Barcelona

"Su hija ha llamado gilipollas a un compañero de clase y la sancionaremos por ello", comunicó en una ocasión Montserrat Rius, profesora de secundaria en un instituto de Osona, al padre de una alumna. La respuesta del progenitor no se hizo esperar: "Mi hija no insulta, es imposible que haya dicho eso". Cada vez son más los padres que, ante una situación de conflicto, toman partido por el niño, constatan docentes de todas las etapas educativas. Estudiantes que, a ojos de sus padres, nunca dicen una palabra más alta que otra, que no merecen ser castigados o que requieren una ayudita del profesor para subir nota afloran como una nueva especie en las aulas. Y fuera de ellas son coherentes con su actitud. Muchos profesores temen que la fe ciega que profesa un grupo creciente de padres por sus vástagos acabe creando adultos incapaces de asumir las consecuencias de sus actos. "Sobreprotegiéndolos no les ayudamos a madurar", dice Pere Ciudad, que ha sido profesor de filosofía en secundaria y director de instituto en Barcelona.

MÁS IMPORTANCIA A LAS AMPAS

Compromiso paterno y del centro
La carta de compromiso educativo que a partir del curso que viene tendrán que firmar los padres de alumnos se ve como una buena oportunidad para fomentar la implicación de las familias con la escuela. "Si se aprovecha, invitará a la reflexión a muchos padres sobre cuál es su papel en el colegio o el instituto, si no, será un simple trámite burocrático", opina Pere Farriol, presidente de Fapaes, la federación de asociación de madres y padres de alumnos públicas de secundaria. En la carta de compromiso educativo el centro explicará su proyecto educativo, sus ideales y forma de trabajar. Los padres deberán comprometerse a colaborar con ellos y el centro, a respetar sus principios.
En los centros en los que las ampas son más activas y los padres participan más, los resultados escolares y el clima general mejoran, como ya se ha demostrado muchas veces. "Para que esto funcione tanto padres como profesores deben poner de su parte; nosotros debemos entender que los docentes son los profesionales, y ellos que no nos vean como un elemento extraño que viene a fiscalizar su trabajo", añade. La experiencia en muchos colegios e institutos indica que cuando las relaciones no son buenas "es porque apenas hay contacto entre padres y profesores, porque no se han interesado por conocerse", insiste Farriol. Àlex Castillo, miembro del ampa del colegio público Collaso y Gil de Barcelona y vicepresidente de Fapac (federación de ampas de la primaria pública), explica que la implicación de los padres se limita, en la mayoría de casos, a hacer de subsidiarios del centro. "Los profesores están dispuestos a que organicemos la reutilización de libros, el comedor o los casals, pero es difícil que sean receptivos cuando quieres hacer una aportación que va más allá", dice. Ambos creen que el reto está, sobre todo, en la secundaria. Es en esta etapa donde los padres participan menos –a los hijos tampoco les hace mucha gracia ver a sus padres paseando por el instituto–, donde los alumnos afrontan más cambios y donde los docentes necesitan más ayuda. Para Farriol son los propios institutos los que deberían dinamizar las ampas.


Precisamente cuando Ciudad dirigía un centro de secundaria se encontró con un caso de este tipo. Un alumno, hijo de una profesora de otro instituto, trapicheaba con marihuana en el centro. "Informamos a su madre y no se lo creía, decía que eso era imposible, que su hijo nunca haría algo así. Al final tuvimos que expulsar al alumno", explica. Rius expuso hace unos días en la sección de Cartas de los lectores de La Vanguardia un caso real que, a su juicio, ilustra a la perfección lo que a menudo ocurre en clase: una alumna de ESO graba con su móvil a una docente y lo cuelga en Facebook para que sus compañeros se mofen de ella. Cuando descubren a la alumna, los profesores quieren sancionarla durante dos semanas y los padres insisten para que el castigo se rebaje a la mitad. "¿Qué mensaje estamos dando a los chicos si, cuando hacen algo mal, los padres tratan de salvarlos como sea?", se pregunta esta docente, con más de 20 años de experiencia. "A los profesores nos restan autoridad y a sus hijos los convierten en personas menos responsables", apostilla Rius.

Nunca antes como ahora los padres habían estado tan presentes en las aulas. Su implicación en la educación de los hijos es fundamental, se repite una y otra vez. Pero, ¿y si la implicación se torna intromisión? "Es una frontera muy fina, difícil de medir", admite Belén Cid, docente en un instituto de Toledo. Esta profesora de lengua y literatura castellana, además de madre de adolescentes, insiste en que muchos padres "colaboran, se preocupan por la educación de sus hijos y ayudan a los profesores". Pero lamenta que el grupo de padres sobreprotectores vaya en aumento. "Nuestra profesión está un poco denostada y los padres no confían en nosotros como antes", dice Cid. Recuerda una situación en la que castigó a una alumna de segundo de ESO porque hablaba mucho en clase. "Me llamó su madre para decirme que su hija aseguraba que no había hablado, ¿y si no me cree, qué más quiere que le diga?, contesté a la madre; te quedas sin recursos". añade esta profesora.

"Si les castigas sin recreo hay padres que te recriminan que entonces el niño no se puede comer el bocadillo; otros te dicen que ni hablar de castigarlos a partir de las 17 horas porque tienen actividades extraescolares... y lo peor de todo es no contar con el apoyo de la dirección del centro, sin esto estás perdido", afirma Rius, que también valora la buena predisposición de muchos otros padres de alumnos. El punto máximo y más desagradable de este apoyo incondicional al hijo son los casos de agresiones físicas de padres a profesores, situaciones que por suerte son aisladas.

La influencia de los progenitores traspasa ya la educación obligatoria. Sus tentáculos han llegado hasta el bachillerato y la universidad. Ciudad, que gestiona el teléfono de apoyo al profesor del sindicato ANPE, afirma que aumentan las llamadas de docentes denunciando presiones de padres para que suban la nota media de sus hijos en el bachillerato. "Siempre cumplen el mismo perfil: padres con un nivel sociocultural medio-alto que tratan de influir en las calificaciones que pone el profesor, incluso a veces en el temario", explica Ciudad. En lugar de insistir al chico para que estudie más, piden al profesor que suba esas décimas que faltan para asegurar la entrada en tal o cual carrera. "Esta actitud no es nada educativa, los chicos necesitan aprender que no siempre van a tener a sus padres como escudos, que para solucionar sus problemas han de esforzarse por sí mismos", reflexiona Ciudad. Cid afirma que prácticamente cada curso algún padre reclama las notas de su hijo en bachillerato. "La inspección muchas veces se pone de parte de los padres, hace poco a un profesor le obligaron a levantar acta y cambiar la nota de una alumna para que aprobara el bachillerato", explica Cid.

En la universidad ha empezado a verse una imagen que hace una década era impensable: padres que acompañan a sus hijos a matricularse. Y a las jornadas de puertas abiertas que organizan las universidades cada vez acuden más progenitores para enterarse bien de lo que ofrece la futura facultad de su niño. Además son los que preguntan con mayor insistencia, tal como confirman los organizadores de estas jornadas. La afluencia de padres a estos actos ha obligado a varias universidades a crear jornadas de puertas abiertas sólo para ellos. "Pronto nos encontraremos con un padre que venga a reclamar la nota de su hijo", bromeaba el lunes un catedrático de la UAB.

"Los padres se han convertido en equívocos abogados de sus hijos", dice el psicólogo y primer Defensor del Menor, Javier Urra. "Les dedicamos menos tiempo del que querríamos por el trabajo y pensamos que defendiéndoles incondicionalmente demostramos nuestro amor, que sancionarles es traumático", sigue. Estas vacaciones escolares Urra recomienda a los padres pensar sobre ello.

Botón de oro, Flor de rovell d'or, Trollius europaeus
Foto: Pilar Vidal Clavería

domingo, 11 de julio de 2010

Nueve

Nueve días, nueve paisajes, nueve refugios, nueve flores

Primer día de Mallafré a Amitges:

Estany de Ratera, camino del refugio de Amitges

Ranunculus sp

Segundo día de Amitges a Saboredo:

Camino del refugio de Saboredo

Soldanella alpina

Tercer día de Saboredo a Colomers:

Estany mort, cerca del refugio de Colomers

Grandella, Narcissus poeticus

Cuarto día de de Colomers a Restanca:

Port de Caldes

Orquídea, Orchis sp ??

Quinto día de Restanca a Ventosa i Calvell:

Subida al Coll de Crestada desde La Restanca

Matafoc de muntanya, Sempervivum montanum

Sexto día de Ventosa i Calvell a Estany Llong:

Rio Sant Nicolau

Violeta de agua, Pinguicula vulgaris

Séptimo día de Estany LLong a Colomina:

Via de tren minero camino del refugio de Colomina

Orquídea

Octavo día de Colomina a Josep Maria Blanch:

Bajada al refugio de Josep M Blanch

Saxifraga sp ??

Noveno día de Josep Maria Blanc a Mallafré:

Estany Tort de Peguera

Rock Rose, Helianthemum nummularium
Fotos: Pilar Vidal Clavería

sábado, 10 de julio de 2010

Flores en la compañía

En las Flores de Bach Heather pertenece a la familía botánica de las Ericáceas, al igual que el Rhododendron ferrugineum, el Neret o Rododendro. Una de las flores que más me han acompañado en el recorrido por los Carros de foc.


Rhododendron ferrugineum

Rhododendron ferrugineum



Rhododendron ferrugineum junto al Estany Llong

En cuanto a la familía de las Rosáceas, tenemos a esta Rosa pendulina, típica del bosque de pino negro, de un rosa mucho más intenso que la Wild Rose de las Flores de Bach

Rosa pendulina

Y de la familía de las Lilíaceas, como la Star of Bethlehem, tenemos al Dent de ca, diente de perro, fotografiado desde la parte superior de la flor,

Erythronium dens-canis

Fotos: Pilar Vidal Clavería
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...