sábado, 5 de junio de 2010

Descubrir

Hace pocos días quedé impresionada por un conjunto escultórico, que está instalado en la plaça del Mar de Barcelona y que fue realizado por el escultor Juan Muñoz para la Barcelona Olímpica de 1992.

Hoy descubro a su autor Juan Muñoz

El título de este conjunto escultórico es bien sugerente: Una habitación donde siempre llueve, se trata de una estructura metálica, que acoge a diversos personajes en bronce, acercarse, observar y sentir lo que expresan es toda una experiencia.

Gentian y Sweet Chestnut en su estado negativo, son dos de los remedios del doctor Bach que más nos pueden acercar a la emoción de tristeza que para mí se desprende de estas esculturas.











Fotos: Pilar Vidal Clavería


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...