jueves, 25 de noviembre de 2010

La felicidad

La felicidad es más ligera que una pluma;

nadie sabe cómo cogerla.


La desgracia es más pesada que la tierra;


nadie sabe cómo desprenderse de ella.


Chuang Tsé

Los grandes destructores de la felicidad son los estados de ánimo tales como el temor, la ansiedad, la depresión, la impaciencia, la irritabilidad, la aflición, etcétera.
El doctor Bach era práctico por encima de todo, y así fue grande su regocijo cuando descubrió que había ciertas flores y árboles de la Naturaleza dotados del poder de hacer desaparecer nuestros temores, nuestras ansiedades, nuestra impaciencia y cosas por el estilo, y de ayudar a devolvernos la alegría de vivir.


Y al recuperarse la felicidad se recupera también la salud, puesto que la alteración en el estado mental de un paciente siempre precede a una alteración en su cuerpo, y la enfermedad, cualquiera sea, simplemente desaparece.

Este sistema de curación floral que nos ha sido dado por el doctor Bach es un retorno a la curación auténtica, porque no sólo se alivia el estado físico sino, lo que es mucho más importante, se cura la mente y el individuo en su totalidad logra reanimarse y encuentra la felicidad.

Robert Victor Bullen

Texto extraido del libro Fiel a ti mismo de Mary Tabor, con comentarios y notas de Lluís Juan Bautista


Garza blanca en el santuario Itsukushima-jinja de Miyajima, octubre 2010

Garza blanca en el santuario Itsukushima-jinja de Miyajima, octubre 2010

Garza blanca en el santuario Itsukushima-jinja de Miyajima, octubre 2010

Garza blanca en el santuario Itsukushima-jinja de Miyajima, octubre 2010
Fotos; Pilar Vidal Clavería

7 comentarios:

enric batiste dijo...

Ligeros como plumas en su vuelo
momentos tan felices y fluyentes
tan fáciles, alegres sin temores
que causan esas cargas tan pesadas
que al cabo son mentiras en la mente.

Y un beso sin temor liberador

Pilar Vidal Clavería dijo...

Liberarse de las mentiras de la mente y dejarse llevar por el sentir del corazón, es todo un regalo

Un beso agradecido

añil dijo...

La felicidad, tan fácil y tan difícil a veces.


Gracias por el enlace de los Beatles. Es necesario todo lo que se pueda organizar para ayudar y si es con música como esta, mucho mejor.

Un beso

Pilar Vidal Clavería dijo...

Gracias a ti Añil, copio el enlace de los Beatles

http://www.youtube.com/watch?v=vIASIP7eSSc&feature=player_embedded

All you need is love

Besos

Reyes dijo...

A mi hija le ha encantado la garcita blanca .
Y en cuanto al doctor Bach , le debemos mucho , como a todos los que se han dedicado a buscar en la naturaleza.
Mil besos.

Pilar Vidal Clavería dijo...

Querida Reyes,

Me alegro que le haya gustado la garza a tu niña, estaba sobre el agua tan tranquila y no había forma que estirará su cuello y yo foto trás foto.

Besos a las dos

Maritza dijo...

Esto es un recreo para el alma...una maravilla de fotografías, de palabras, de ambiente sensorial en tu blog, de sanidades al fin y al cabo. Nunca he probado la terapia de las flores de Bach, peor no me cabe ninguna duda que es efectiva. En la naturaleza tenemos muchas respuestas (sino todas!) ...

Besos agradecidos por tanto!

Me quedo por aquí también...
;)

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...