lunes, 6 de abril de 2009

Padres con hijos

Dentro de la Jornada Arké/Epsilon Natura en Barcelona, celebrada el 4 de abril, La Terapia Floral y los niños, la segunda de las conferencias fue impartida por Luís Jiménez.

La Terapia floral en el universo de las niñas y niños
Más allá del deseo de los padres y madres



Basado en la filosofía del doctor Bach y al sentido dado por éste a la libertad, la función paterna es dejar crecer en libertad.  Haciendo un paseo por el capítulo cinco de su obra Cúrese usted mismo, Luís Jiménez fue explicando de una forma coloquial, abierta y entretenida, su trabajo con la terapia floral y los niños, precisando que no es sólo con los niños, sino con toda la unidad familiar con la que trabaja, para así lograr una armonización del alma de todos los integrantes de la familia.

Los niños son personalidades puras, su familia es el sistema utilizado para explorar y llegar a la conciencia.

Nos explicó que el niño no tiene problemas, no hace más que poner de manifiesto un conflicto entre los padres, las alteraciones del niño ponen de manifiesto una anomalía en el sistema y se corrige actuando sobre su totalidad.

El vínculo entre la madre y su hijo en los primeros años de vida es fundamental y repercutirá de una manera directa cómo es la madre sobre cómo será el niño.

Nos habló de alma y personalidad, de la necesidad de vivir en el alma para vivir en el presente, del vínculo indisociable entre el alma y la personalidad.

Definió a los 12 Sanadores como 12 maneras de amar y 12 maneras de temer, emociones como el miedo y la impaciencia no son más que refugios de nuestra personalidad, y como cada uno de los 12 Sanadores tiene una manera diferente de gestionar su miedo, y de que éstos son diferentes vías de exploración del alma.

Recordó que Bach no creo únicamente un sistema, sino unos remedios para equilibrar a los seres humanos.

Para saber que tipología tiene el niño Luís Jiménez y José Antonio Sande han publicado Las Fichas Florales para niñas y niños, de Editorial Indigo, con ilustraciones de Ángela Jiménez, una de las hijas de Luís y que ya había colaborado con él en anteriores publicaciones.

Clasificó los 12 Sanadores en dos grupos en uno de ellos las personalidades extrovertidas y que corresponderían a:
Impatiens, Vervain, Agrimony, Cerato, Scleranthus y Water Violet

Y el otro grupo con personalidades introvertidas y que serían las de:
Mimulus, Gentian, Centaury, Chicory, Clematis y Rock Rose

De una manera inconsciente los introvertidos buscan a los extrovertidos, nos enamoramos de nuestro complemento, de la parte de nosotros que tenemos que desarrollar.

De estas doce tipologías de personalidad, se pueden desarrollar unas falsas personalidades contempladas en los cuatro primeros ayudantes, son personalidades tan apegadas que sentimos como propias y corresponden a Gorse, Heather, Oak y Rock Water.

Como apunte final y a tener en cuenta nos recordó Luís que un niño lo primero que pierde es la confianza.

Repartió Luís a cada uno de los asistentes una de las fichas florales para que a modo práctico pudiéramos sentir lo que el remedio que habíamos escogido con la ficha nos pudiera transmitir.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...